antonio lence

23-24 Marzo 2019
Sábado: 10:00 - 19:00
Domingo: 10:00 - 14:00
ACTITUD Y VINCULO, WORKOUT

LA MOTIVACIÓN, LA ACTITUD, EL VÍNCULO… como base del adiestramiento

De qué estamos hablando…

La palabra motivación deriva del latín "motivus" o "motus", que significa «causa del movimiento». La motivación puede definirse como el señalamiento o énfasis que se descubre en una persona hacia un determinado medio de satisfacer una necesidad, creando o aumentando con ello el impulso necesario para que ponga en obra ese medio o esa acción, o bien para que deje de hacerlo. Otros autores definen la motivación como "la raíz dinámica del comportamiento, es decir, los factores o determinantes internos que incitan a una acción”. La motivación es un estado interno que activa, dirige y mantiene la conducta.

La actitud es la forma de actuar de una persona, el comportamiento que emplea un individuo para hacer las cosas. En este sentido, se puede decir que es su forma de ser o el comportamiento de actuar, también puede considerarse como cierta forma de motivación social -de carácter, por tanto, secundario, frente a la motivación biológica, de tipo primario- que impulsa y orienta la acción hacia determinados objetivos y metas. Eiser define la actitud de la siguiente forma: predisposición aprendida a responder de un modo consistente a un objeto social.

 

Vínculo es la unión o relación no material, sobre todo cuando se establece entre dos personas o en el caso que nos lleva entre una persona y un animal. Los vínculos afectivos son aquellos "lazos sentimentales" que se establecen con una persona, animal o cosa, se manifiestan por medio de abrazos, hablando, halagando a la persona querida…

 

 

 

 

 

 

Seminario WORKOUT

 

Desde hace mucho tiempo, observamos que las relaciones entre humanos y perros van distorsionándose cada vez con más claridad, dirigiéndose a un entendimiento erróneo por falta de una comunicación precisa y adecuada, tanto en el campo de trabajo, como en el perro de compañía.

Por eso, desde ------------------------ veíamos la necesidad de realizar un seminario desde el cual pudiésemos trabajar los aspectos básicos del entrenamiento y la educación canina. Puesto que los tres conceptos que pretendemos trabajar en este seminario son pilares fundamentales de cualquier aprendizaje y cooperación.

La búsqueda por parte de propietarios y adiestradores de la obediencia tiránica y el chantaje mediante reforzadores positivos no es un método que nos pueda aportar resultados fiables.

 

El conjunto de estos conceptos, ha sido mal entendido por la mayoría de personas, ya que un guía no tiraniza, ni anula a sus seguidores, si no que muestra el camino, crea un punto de unión y coopera en el desarrollo de las sesiones.

 

Antonio Lence, y su pauta de trabajo nos ha llevado a muy buenos resultados, con una doctrina, en la que el trabajo mediante actitud, motivación y vínculo, han puesto el adiestramiento y la educación canina lejos de lo que muchos querían conseguir con salchichas y tirones.

Lo que nuestro ponente ha divulgado a lo largo de todos estos años es que la actitud del guía, potencia la capacidad de trabajo a nivel mental y física de nuestro perro, llevándolo a un estado de seguridad y equilibrio.

 

El trabajo de motivación desarrollando actividades de juego y potenciación del vínculo, crean en nuestro perro un referente en el guía, yendo más allá de cualquier condicionamiento. Pues si el perro ve en el guía su seguridad a la hora de ejecutar una orden, lo realizará por el simple hecho de agradar, por cuestiones más lejos que la de recibir una salchicha, porque el satisfacer y ser satisfecho, ya es un reforzador importante en nuestro perro.

 

 

TEMARIO Y DESARROLLO

TRABAJANDO LA ACTITUD

  • Tipos de actitud.

  • Actitud física y mental.

  • Como desarrollar una buena comunicación con nuestro perro.

  • Lenguaje gestual consciente y aparente.

  • Lenguaje gestual erróneamente añadido.

TRABAJANDO EL VÍNCULO

  • ¿Qué es el vínculo?

El es relativamente sencillo: el perro nos ve como su proveedor para satisfacer sus necesidades físicas (comer, beber…). Algunos especialistas incluso recomiendan aportar la comida al perro con la mano al menos una vez a la semana para hacer ese acto aún más cercano y menos frío. En realidad, es complicado diferenciar dónde está el límite entre el vínculo físico y la imagen del proveedor de recursos Pero no importa, no es incompatible ni mucho menos, un buen guía, lo es también por la confianza que transmite.

El es más complicado de conseguir: no se trata de seguir a rajatabla las indicaciones de un libro de adiestramiento o de una página web, eso no funcionaría, y sólo crearía una acción mecánica por parte del perro en la que no entraría en juego su parte emocional. Sí, los perros aprenden por repetición, pero estamos hablando de otra cosa: queremos “conectar” directamente con el perro y obtener su confianza.

 

  • El juego y entrenamiento como base.

Es importante saber motivar correctamente y hacer del juego una actividad útil: jugar permite enseñar diferentes habilidades, entre ellas las órdenes de control.

Motivación y control, dos caras de la misma moneda que se unen para hacer del juego una experiencia emocionante.

 

  • De cachorro a adulto, que rompen el vínculo.

 

  • Principios de cooperación.

    • Cantidad: La justa, ni menos ni más. Al animal deberemos darle una cantidad de información que puede procesar aumentando progresivamente a medida que transcurren las clases.

    • Calidad: Deberemos calibrar la importancia del mensaje transmitido. Si a nosotros no nos parece en absoluto importante lo que queremos transmitir, menos le parecerá al perro.

    • Relevancia: Se debe trabajar en el momento idóneo, dentro de un contexto que favorezca al mensaje.

    • Forma: Claro, conciso y depurado.

 

  • El paseo, la comida… ¿Quién cubre las necesidades básicas?

 

Se realizará trabajo tanto práctico como teórico.

ANTONIO LENCE

 

  • Instructor formador en la Escuela de Formación profesional canina.

  • Instructor formador de la Fundación Bocalán (1998-2012)

  • Adiestrador profesional con más de 20 años de experiencia.

  • Profesor en BioAula.es

  • Conductor nivel III Mondioring (adiestramiento deportivo)

  • Conductor nivel II RCI (adiestramiento deportivo)

  • Comisario de Ring de exposiciones de belleza

  • Entrenador de perros de asistencia

  • Colaborador habitual del programa radiofónico Hola Madrid

  • Criador de boxer con el afijo de Chapebox

  • Figurante oficial Club Mondioring

  • Asesor de sección de adiestramiento de numerosas clínicas veterinarias y tiendas de animales

  • Asesor experto en la web Parasaber.com

Todos nuestros cursos están
con la acreditación de ANACP
(Asociación Nacional de Adiestradores
Caninos Profesionales)